AGENT CARTER -TEMPORADA 2- HOLLWOOD ENDING


HOLLYWOOD ENDING (1 DE MARZO DE 2016) -AVISO SPOILERS-

La idea básica de una serie de aventuras como Agent Carter es retrasar un desenlace que conocemos desde el principio: el enfrentamiento entre Peggy (Hayley Atwell) y Whitney Frost (Wynn Everett). La heroína debe superar una serie de obstáculos emocionante antes de llegar a ese cara a cara final. Ahora bien, los guionistas deciden en este último episodio de la segunda temporada utilizar el humor como colofón de cada situación que plantean. El agente Jack Thompson (Chad Michael Murray) amenaza con hacer explotar la fábrica para acabar con la amenaza de la "materia oscura", sacrificando a Wilkes (Reggie Austin), pero justo antes este último explota por sorpresa. "Yo no he sido" dice Thompson a modo de punchline. Una poderosa Whitney Frost persigue a los protagonistas y es atropellada por Jarvis (James D'Arcy) sin ningún remordimiento: como si fuera un dibujo animado, Whitney se levanta. La malvada amenaza a su pareja, el mafioso Manfredi (Ken Marino) y este no reacciona con violencia, sino como un amante despechado. Manfredi encañona con su arma a Jarvis, pero resulta ser amiguete de un Howard Stark (Dominic Cooper) cuya máxima preocupación es que se haya acabado la mostaza. Un humor sano desactiva la tensión de cada situación.


La villanía de Whitney también se anula cuando los protagonistas deciden salvarla, no derrotarla, al considerarla un títere de la "materia oscura". Pero el humor sigue apareciendo: la confusión del pobre esbirro de Manfredi, utilizado para distraer a Whitney. El plan para derrotarla se basa en el secreto del éxito de Stark como inventor: robar ideas a los que son más inteligentes. Mientras Sousa (Enver Gojkaj) y Peggy sacan fotos de los planos y fórmulas de Whitney, este aprovecha para hacerle una a Carter, como "souvenir". Al escapar por la ventana de una habitación, Sousa se golpea la cabeza torpemente. Pero el aparato que intenta construir Frost es capaz de desencadenar el fin del mundo, por lo que, a pesar del tono de comedia naive, las apuestas son más altas que nunca. Aún así, cuando consiguen abrir la apocalíptica brecha dimensional, Stark juega al golf intentando colar pelotas en el agujero de "materia cero".  Enseguida, Whitney es derrotada con gran facilidad, de forma anticlimática. Los guionistas nos niegan su esperado enfrentamiento con Peggy. La verdadera emoción es que Sousa pone en riesgo su vida para cerrar la brecha. Aún así, Stark se permite un comentario picante al coger a Peggy por la espalda para ayudarla a tirar de Sousa.


Cuando todo se ha resuelto, la segunda temporada de Agent Carter se cierra con una nota amarga -Whitney Frost en un manicomio- algo de romance -Peggy y Sousa se besan- y, cómo no, el imprescindible cliffhanger: Thompson muere por el disparo de un misterioso asesino que roba un comprometido informe confidencial sobre los supuestos crímenes de guerra de Peggy Carter.

CAPÍTULO ANTERIOR: A LITTLE SONG AND DANCE