FEAR THE WALKING DEAD -TEMPORADA 1- COBALT


COBALT (27 DE SEPTIEMBRE DE 2015) -AVISO SPOILERS-

Un hombre de traje elegante negocia con lo poco que lleva encima de valor. Está encerrado en algo muy parecido a un campo de concentración cuya función es controlar a los sospechosos de estar contagiados. Strand (Colman Domingo) es un nuevo personaje -curioso que sea presentado cuando está a punto de acabar la primera temporada- que tiene muy claro lo que se avecina. Sabe que un reloj, unos gemelos, tendrán poco valor tras el fin del mundo. Por eso prefiere conseguir un aliado: Nick Clark (Frank Dillane), cuyo principal valor es haber sido adicto a la heroína. Strand puede ser un añadido interesante para la serie.


Ofelia Salazar (Mercedes Mason) lucha contra los militares como puede: lanzando piedras contra una cerca. Su resistencia a la autoridad es sin duda un eco de otras luchas actuales que vemos cada día en los telediarios. Ofelia ha estado utilizando al soldado Andrew Adams (Shawn Hatosy) --le ha engañado haciéndole creer que le gusta- para ayudar a su madre herida y retenida por la autoridades. Dejarse engañar le cuesta ahora muy caro a Adams, que cae en manos del padre de Ofelia, Daniel Salazar (Rubén Blades). Es interesante que Daniel desvele aquí que fue un monstruo, un torturador, cuando la situación política de su país le obligó a tomar una decisión complicada. Daniel pudo elegir entre resistir o colaborar con el opresor y apostó por lo segundo. Esto, probablemente, significó perder parte de su humanidad. Ante el fin del mundo, Daniel siente de nuevo la obligación de elegir y vuelve a decidirse por la brutalidad. Daniel tortura a Adams para sacarle la información que las autoridades ocultan. El dato más importante es el significado de la palabra que da título a este episodio: "Cobalto" es el nombre clave de una operación para abandonar a los civiles a su suerte.


Travis Manawa (Cliff Curtis) tiene varios problemas. Se resiste a abandonar los valores morales pre-apocalípticos y decide colaborar con los militares. Incluso participa en un tiroteo. Pero ahora descubre que estos no ofrecen esa protección que justificaba perder algunas libertades civiles. Por si fuera poco, Travis descubre con horror la tortura que ha practicado Daniel y lo que es peor, su mujer, Madison Clark (Kim Dickens), aprueba estos métodos. Como podéis ver, la serie explora diferentes formas de afrontar una crisis mundial -sin evitar las lecturas políticas- y haciendo especial hincapié en las decisiones morales de cada personaje.


Los muy jóvenes Alicia Clark (Alycia Debnam-Carey) y Chris Manawa (Lorenzo James Henrie) juegan a la vida que ya nunca tendrán: entran en una vivienda abandonada y se prueban la ropa (cara) de los que fueran sus habitantes. Pero el juego no es satisfactorio. Frustrados, Alicia y Chris se dejan llevar por la catarsis de la destrucción de los objetos de la casa. Necesitan romper lo viejo para poder asumir lo nuevo. Paralelamente, Liza Ortiz (Elizabeth Rodríguez), como enfermera, opta por el compromiso y asume la fría mentalidad médica: sacrifica 6 vidas para poder salvar 6.000. Liza acaba justificando la necesidad de disparar a los infectados en la cabeza como si fueran ganado. Literalmente. Su primera prueba es nada menos que Griselda Salazar (Patricia Reyes Spíndola).



Por último, otro de los secretos confesados -bajo tortura- por ese Snowden que es el mencionado soldado Andrew Adams es el equivalente a un crimen de guerra: 2.000 civiles fallecidos, que ahora son muertos vivientes, encerrados en un estadio deportivo. Un lugar que recuerda al escenario de las detenciones de una histórica dictadura militar. Con esta fantasmagórica imagen acaba el penúltimo capítulo de Fear the Walking Dead.

CAPÍTULO ANTERIOR: NOT FADE AWAY